Entradas de la categoría: Enfermedad

Demasiada vida

En 2014 la madre del artista Tony Luciani tenía noventa y un años de edad y ya no era capaz de cuidar de sí misma, así que decidió que lo mejor era que se quedara junto a él. Se planteó cómo conseguir reavivar esa chispa vital de la anciana y hacerle sentir su nuevo hogar como algo propio, así que poco a poco fue incluyendo a su madre en su proceso creativo, con el fin de hacerla sentir más «productiva». Con el tiempo, la colaboración madre-hijo resultó una experiencia estimulante para ambos, hasta el punto de que la juventud y excentricidad de la madre volvieron a mostrarse con toda su frescura, y el resultado fue el proyecto «The Strange Ones«.
Como el propio Tony explica al respecto:

«Las sesiones posteriores comenzaron a albergar más complejidad que mis ideas. Sus recuerdos y sus sentimientos se convirtieron en una bella historia que contar, y progresivamente sus aportaciones al proceso creativo dieron una riqueza que yo mismo no tenía prevista».

Los divertidos momentos de excentricidad juvenil capturados en las fotografías de Tony sirven como  contraste con esa imagen estereotipada de la vejez como sinónimo de deterioro gradual y, de paso, nos confronta con nuestro próximo (e inapelable) papel en el contexto de nuestra propia vejez.

Las palabras perdidas

Las migrañas de Rachael Jablo la enfrentan un dilema: si no se somete a medicación el dolor hace que pierda su capacidad para hablar, y si se medica presenta efectos secundarios que le hacen olvidar las palabras. Para enfrentarse a ese abismo de su propio discurso decidió recurrir a las fotografías, y con el trabajo My days of losing words nos presenta un emocionante uso del lenguaje visual para mostrar su dificultad de expresión a través de las palabras:

Nunca dejo de disparar. Suelo llevar una lista de las palabras que he ido perdiendo con el tiempo, y cuando veo algo que me conecta con alguna de ellas disparo y, en cierto sentido, eso me permite rescatarlas. Mis primeras fotografías se centraban en mi estrecho campo vital, mi habitación, los espacios médicos, etc., pero con el tiempo la visión de túnel de mis fotografías anteriores ha ido dando paso al espacio, la luz y, finalmente, a la vasta extensión de un nuevo horizonte.

Colores escondidos

Este es un proyecto de la fotógrafa Dorothy-Shoes que gira en torno a la Esclerosis Múltiple (ColèresS Planquées es un anagrama de los términos en francés), una dolencia de la que ella misma está afectada. Una enfermedad del sistema nervioso que cursa con numerosas manifestaciones neurológicas, y que puede resultar muy invalidante.
Para dar forma a su trabajo pidió a mujeres de su entorno que la ayudaran a componer una especie de ‘autorretrato distanciado’, representando su situación con la enfermedad y los temores que provoca en ella. 
La propia autora señala:

«Como artista, poseo la más eficiente de las armas: el poder de transformar. La idea era convertir un veredicto intimidante y terrible en material creativo. Decidí que a mi manera, yo muestro lo que es una enfermedad degenerativa, y lo que significa tener un trastorno del sistema nervioso central que resulta ser una amenaza para todo el cuerpo, incluido el sistema cognitivo»

El mundo según Slawek

“The Mathematician” es un proyecto de la fotógrafa Julia Cybularz: una mirada en la vida de un pariente suyo, Slawek Kosmala, que ha vivido con la esquizofrenia durante más de veinte años.
Como si fuera un personaje de Beckett, Slawek espera. Espera de los demás el compañerismo, el reconocimiento y otras muchas cosas que no siempre es capaz de asumir. Las fotografías  de Julia revelan las múltiples realidades del mundo de Slawek. A veces, parecen estar mostrando un mundo de fantasía, mientras que en otras expresan su propia “realidad”, a menudo poblada de paisajes que le sirven de refugio.
La fotografía en este proyecto intenta explorar cómo las relaciones pueden ser modificadas y fortalecidas a través de nuestros vínculos con la enfermedad, y para ello, en lugar de ser únicamente explicativas, las imágenes ofrecen fragmentos que se van sumando hasta ofrecernos una visión de conjunto.

La vida de Jon

Jon es discapacitado múltiple de de 11 años de edad. Nació sin ojos, y no puede hablar ni comunicarse, puesto que no entiende las palabras. Tampoco puede caminar o usar su cuerpo, así que para él la comunicación se establece a través del tacto y del tono de voz.

La fotógrafa noruega Sara Marie Ramsoe vivía en el mismo barrio que Jon y su familia, y decidió pedir permiso a la familia para documentar su vida. Cuando aceptaron, pasó mucho tiempo en contacto con ellos antes de que se permitiera sacar su cámara para registrar el lenguaje corporal de Jon. Como ella misma afirma: “Fue un reto poder crear esa cercanía, y capturar su personalidad a través de la lente, así como una experiencia de gran apertura para mí, tanto personal como fotográficamente».

¿La locura lo cura?

Hace ya más de 40 años tuvo lugar el fenómeno llamado “antipsiquiatría», impulsado por figuras como Laing, Cooper y Basaglia, entre otros. Italia fue uno de los escenarios de este movimiento intelectual y político que logró la clausura de los hospitales psiquiátricos a finales de los 70.

Por esa época Raymond Depardon estuvo allí, antes y después de la entrada en vigor de aquella Ley, capturando con su cámara la realidad diaria de los enfermos mentales internados en centros de Trieste, Nápoles, Turín… Y estas son algunas de esas sobrecogedoras instantáneas.

Parece que algo hemos avanzado desde entonces…

El mundo que imagino

Cuando Pete Eckert estudiaba arquitectura empezó a perder la visión como consecuencia de una retinitis pigmentosa. Antes de que la perdiera por completo aprendió todo lo que pudo sobre fotografía, y a partir de ahí se dedicó a capturar el mundo tal como él lo imaginaba.

Pete, que fotografía como un acto terapéutico para sí mismo, tiene claro que, aunque el resultado final de su producción será visto por los videntes, él no quiere sentirme contaminado por ese hecho, y por eso su técnica nos invita de un modo poderoso y creativo a que nos situemos ante ella como si tampoco nosotros pudiéramos verla.

Belleza

Quién define el estandar de belleza femenina? En base a qué patrones se establece la naturaleza de la femineidad?…
David Jay, con su trabajo «The Scar Project», nos ayuda a replantearnos lo que hasta ahora hemos dado por supuesto, y lo hace de una forma intensa, emocionante y rotunda.

Los días más oscuros

Graham MacIndoe era un fotógrafo de gran éxito, que trabajaba para la revista Weekend de diario The Guardian, cuando comenzó un viaje destructivo con su adicción a la heroína.

Tras la ruptura de su relación, su pareja encontró 342 autorretratos que decidió presentar al público, sobre todo para tratar de entender esa adicción que terminó con aquello que los unía. Es un relato en primera persona del aislamiento, de la naturaleza de la adicción que todo lo consume. No hay nadie más en las fotos; en su lugar, las drogas han ocupado el lugar de todo aquello que importaba en la vida de Graham.

En este video documenta algunos de sus días más oscuros, y su temporal recuperación. Advierto que es duro de ver, y doblemente cuando observamos los fantásticos retratos que este fotógrafo realizaba en sus tiempos de profesional.

Un proyecto inesperado

Ian Willms es un fotógrafo canadiense que, de forma inesperada, se vió abocado a su proyecto más personal, y también el menos planificado, a raíz de un grave accidente de su padre que lo dejó postrado en cama con graves lesiones.
El tiempo que Willms pasó a su lado hizo lo que mejor sabía hacer: fotografiar ese proceso, pero de una forma no deliberada, simplemente estando allí y captando instantáneas.
El resultado final es una emocionante y profunda experiencia, a través de Instagram, en la que refleja su tránsito personal por la enfermedad del padre.

Scroll Up